febrero 25, 2024

Se incrementan las tarifas de transporte de contenedores refrigerados

Se espera que el reciente aumento de las tarifas del transporte de contenedores refrigerados sea de corta duración, ya que el comercio se está ajustando al desvío de los buques y se está desplegando un exceso de capacidad de portacontenedores que permitirán soportar los tiempos de tránsito más extensos. Si bien el posterior cambio de ruta de las cargas continúa añadiendo algunos retrasos y complejidad en el reposicionamiento de los equipos frigoríficos, no se espera que esto tenga un efecto a largo plazo en las tarifas de flete.

El índice global de tarifas de transporte de contenedores refrigerados de Drewry, un promedio ponderado de las tarifas de transporte en rutas marítimas intensivas en contenedores refrigerados, disminuyó un 37% en el 4T23 a US$4.065/FEU, pero se estima que se recuperó moderadamente en el trimestre actual.

Los ataques en curso en el Mar Rojo continúan provocando que las líneas navieras desvíen cargamentos a través del Cabo de Buena Esperanza, mientras que los bajos niveles récord de agua en el Canal de Panamá están provocando simultáneamente retrasos allí. Si bien el resultado a largo plazo de los acontecimientos en Medio Oriente sigue siendo muy incierto, se espera que las tarifas de transporte de contenedores refrigerados reanuden su trayectoria descendente a lo largo de este año.

El exceso de entrega de nuevos portacontenedores este año compensará la reciente presión alcista sobre las tarifas, y las tarifas promedio de transporte de contenedores refrigerados volverán a su tendencia descendente a largo plazo a finales de este año, plantea como conclusiones principales el reciente informe Reefer Shipping Forecaster de Drewry.

¿Qué hay de los volúmenes? 

Los volúmenes comerciales no se han visto afectados en gran medida por esta disrupción y se estima que para el cuarto trimestre aumentaron un 3,2% interanual. La actual debilidad de la economía china contribuyó a una demanda más débil de lo esperado de envíos clave de proteínas en 2023, pero el comercio volvió a crecer en la segunda mitad del año, impulsado por las elevadas exportaciones de carne vacuna de Brasil y Australia. 

La llegada de fenómeno de El Niño en 2023 continúa afectando los cultivos frutales en todo el mundo, ya que la creciente imprevisibilidad de los sistemas climáticos ha afectado su producción. Por ejemplo, el comercio de bananas disminuyó un 1,3% interanual el año pasado. Sin embargo, casi todos los principales países productores registraron un crecimiento más fuerte en el segundo semestre, partiendo de una base baja en 2022. El comercio de melones y bayas fue el más afectado, cayendo un 6,8% interanual en 2023, ya que las malas cosechas en América del Sur provocaron una escasez. de productos de calidad.

Dificultades de redistribución de vacíos 

Un impacto secundario del redireccionamiento de cargas ha sido en el conjunto de contenedores refrigerados, ya que los tránsitos extendidos han significado que los vacíos tarden más en redistribuirse a través de la red. 

A pesar de lo anterior, Drewry espera que el conjunto mundial de contenedores refrigerados se expanda a poco menos del 10% en los próximos cinco años. Esto implica, sin embargo, una disminución respecto de las previsiones anteriores, como resultado de cierta reducción del exceso de oferta después de la pandemia, junto con un mejor seguimiento de las flotas en el futuro, lo que se espera que impulse la eficiencia y agilice las operaciones.

Los volúmenes en casi todas las principales rutas marítimas intensivas en contenedores refrigerados cayeron el año pasado debido a que no se materializó el esperado repunte en la demanda de carga. La presión deflacionaria en China significó que los volúmenes clave de América del Norte a Asia y del Norte de Europa a Asia disminuyeran aún más en el último trimestre. Mientras tanto, el comercio hacia y desde Europa continúa evaluando el impacto de los costos de las tasas ETS de la Unión Europea en la competitividad, ya que el próximo hito requerirá que las empresas presenten derechos para el 70% de las emisiones verificadas el próximo año, aumentando al 100% en 2026, dependiendo del tamaño del buque.

Proyecciones

A pesar de la persistente inestabilidad en la economía global, la naturaleza fundamental de los productos refrigerados para sustentar a la creciente población mundial significa que se espera que el sector vuelva a crecer. 

Después de disminuir en 2023, Drewry pronostica que el tráfico marítimo de contenedores refrigerados se recuperará en 2024, con una expansión del 1,7%. También se prevé que continúe el cambio modal hacia los portacontenedores, y se prevé que la movilización de contenedores refrigerados genere una tasa anual compuesta del 3,1% en los próximos cinco años, lo que ayudará a respaldar las tarifas de flete refrigerados en el mediano plazo.

0 Comments